Violencia laboral (23-02-09) - ACTIO WEB

ASESORAMIENTO JURIDICO LABORAL
Vaya al Contenido

Menu Principal:

NOTAS > 2010 - 2009 - 2008 > 2009 > Enero - Febrero - Marzo
   
Violencia laboral
     
Escribe el Dr. Rodolfo Aníbal  González (*)
 
     
Moobing,  acoso y violencia laboral son nuevas terminologías y conceptos que –en  definitiva- confluyen en el concepto de injurias graves, causa  justificatoria del despido del trabajador, en los términos del artículo 242  de la Ley de Contrato de Trabajo.
 
La Cámara  Nacional del Trabajo consideró justificado el despido de un gerente por  ejercer violencia y tener actitudes denigrantes hacia los empleados  que estaban a su cargo.
 
Resulta  interesante describir las conductas que –según  el tribunal- constituyeron violencia laboral y que surgieron de  la declaración en juicio de los testigos.
 
Cabe  advertir que la empresa actuó con la previsión suficiente,  despidiendo al autor y responsable de estos actos de los cuales eran víctimas  sus dependientes. El silencio o la inacción la podría haber complicado en una  responsabilidad jurídica, ya que el empleador responde por las acciones de  sus empleados que afecten a terceros.
 
Actos de  violencia laboral.  
 
Las  declaraciones judiciales de los empleados, grafican las actitudes que –para  los jueces- constituyeron violencia laboral y justificaron el  despido del gerente. Su análisis nos permite concluir que actitudes no deben  ser permitidas y en que situaciones la empresa debe intervenir para prevenir  responsabilidades por omisión.
 
Declaraciones  de los testigos.  
 
… El gerente despedido, que ejercía  funciones jerárquicas en la Gerencia de Relaciones Institucionales de la  empresa, incurría, de modo constante, en mal trato hacia el personal que  estaba a su cargo, ya que se dirigía a ellos a los gritos o bien utilizando expresiones  denigrantes que eran realizadas en presencia de todo el grupo…  
 
… los maltratos se daban cuando se les pedía  a esas personas realizar alguna tarea, el funcionario no lo decía en buenos  términos, muchas veces lo hacía gritando, y había casos en que golpeaba con  la mano el escritorio a los gritos, porque se suponía que decía que uno no le  entendía…
 
… llegó a decirle a una empleada que su hijo  de ocho años era más inteligente que ella…  
 
… decía de un empleado administrativo, que  era ingeniero y tenía cerca de 70 años, que era un “viejo  de mierda”…
 
… a una empleada, que era abogada, la  apodaba "la monqui", como idiota, "decile la monqui”…  
 
…a otra empleada, psicóloga, la consideraba  incapaz para las tareas para las que había sido nombrada y le ofreció la  opción de ir a la calle o a la recepción de la empresa y entonces fue a la  recepción porque necesitaba trabajar…
 
… no sólo no podía conciliar sobre una  diferencia de opiniones o de un conflicto, sino que seguía tratando de perjudicar,  de lastimar, de molestar, trabando las tareas, insultando, etc…  
 
… a otra empleada le hacía reiteradas  observaciones sobre su origen europeo y judío y también sobre su condición de  psicóloga, y los compañeros de ésta recibieron instrucciones de no darle  ningún tipo de tarea, salvo alguna que otra vez sacar algunas fotocopias y  llevar cajas de archivo, que pesaban cerca de 5 kilos cada una y tenía que  bajarlas a la planta baja, y acomodarlas sin ninguna ayuda…  
 
… le decía que por tener el “titulito”  de abogada abajo del brazo no iba a estar exenta de realizar ese tipo de  tareas, y siempre tenía algo para corregirle del trabajo que hacía, la  recriminaba a los gritos y de pésima manera, mostrando el error delante de  todo el que estaba presente, le decía que nunca entendía nada, que la  reclamante trataba de crear rivalidad entre los empleados…  
 
… cuando una empleada se ausentaba de su  escritorio para ir al baño, le controlaba cuántas veces iba y cuántos minutos  tardaba, que tampoco podía charlar con gente de otro sector si se cruzaba en  el pasillo…
 
…a otro empleado de la gerencia, le decía  "sos un boludo", que todos eran incapaces…  
 
… les daba un trato humillante, con todo  tipo de palabras denigrantes e insultos expresos…  
 
El  tribunal, finalmente, consideró que el despido del gerente resultó ajustado a  derecho, ya que en el caso se demostró que ejercía funciones jerárquicas en  la empresa con personal a cargo, no observó el debido respeto a la dignidad  de los trabajadores y su conducta -contraria a los principios de solidaridad,  colaboración y buena fe que deben imperar en una comunidad de trabajo- hizo  imposible la continuidad del vínculo
 
Fallo  comentado: Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo, Sala III, "G. M.  A. M. c. F.A.", 11 de diciembre de 2008.
 
 
Nota  publicada el 23 de febrero de 2009
 (*) Abogado (UBA). Presidente de Actio Consultores Jurídicos S.A.

 
 

Lavalle 648 - Piso 2 (1047)
Buenos Aires - República Argentina

(54-11) 4322-3071/3120/5654/
6188 /6335/6348/8655
                                       
Regreso al contenido | Regreso al menu principal